Luce radiante con las recomendaciones de nuestros líderes de belleza

líderes de belleza
Hoy en día el cuidado de la piel es tendencia, necesidad, moda y sobre todo salud. La industria de la cosmética y belleza ha crecido para satisfacer las necesidades para cada tipo de piel. Descubre las recomendaciones de nuestros líderes de belleza ¡Aquí!

Nuestros expertos nos comentan que una de las mejores formas de completar la rutina de cuidado de la piel es mediante masajes faciales. El principal objetivo del masaje facial es estimular la circulación sanguínea en los músculos de la cara. Con esto además se consigue que las arrugas o líneas de expresión se atenúan y se reduzca la flacidez. A continuación les diremos los 3 pasos importantes para lucir radiante en todo momento.

Luce radiante

Limpieza

Sabemos que la base para una buena rutina de cuidado de la piel es la limpieza pero muchas nos preguntamos ¿Cómo realizo una limpieza profunda? Olvídate de las toallitas y aguas micelares. Los verdaderos limpiadores son lipófilos que son cremosos, con textura oleosa y los limpiadores hidrófilos son más eficaces con la suciedad inorgánica y con la suciedad orgánica moderada. Pueden llegar a hacer una ligera espuma y se retiran fácilmente con agua.

Exfoliación

¿Qué conseguimos con la exfoliación? Una piel limpia, homogénea , suave y lisa, regenerada y con mejor circulación. Una piel más sana, con más luz, más vital.

¡Pero cuidado! Es importante que la exfoliación sea suave, sobre todo para las pieles más sensibles. Evitad la exfoliación física agresiva. Se trata de retirar ¡sólo la piel muerta!

Hidratación

Una vez que la piel está bien exfoliada, la hidratación será mucho más efectiva. Tanto la del día a día como la de los tratamientos especiales.

Con una buena mascarilla hidratante lo que conseguimos es que la piel recupere su volumen y tono, tenga más firmeza, mejor color, más vitalidad y brillo natural e incluso se atenúan las líneas de expresión.

La piel ya está limpia, exfoliada e hidratada. Sólo tienes que continuar con crema de noche o aceite habitual ¡y listo! Ya puedes irte a dormir tranquila sabiendo que al día siguiente estarás radiante.